Inicio / Noticias / Nacionales / La materia pendiente que tiene Venezuela en derechos humanos

La materia pendiente que tiene Venezuela en derechos humanos

Libertad de expresión, acceso a la información, independencia y autonomía de los Poderes Judicial y Electoral, el uso de la fuerza pública, acoso a la disidencia y a la oposición, medidas urgentes para enfrentar la escasez de alimentos y medicinas, y la invitación al país de expertos en derechos humanos de la ONU fueron algunas de los aspectos más mencionados durante la evaluación del Estado venezolano en el segundo ciclo del EPU

whatsapp-image-2016-11-01-at-6-02-09-am
En la gráfica: William Castillo exdirector de CONATEL y actual viceministro de Comunicaciones Internacionales. Foto crédito: Maru Morales
Edecio Brito, Juan Francisco Alonso, Gitanjali Wolfermann, Maru Morales P., Ronna Rísquez y Maruja Dagnino
Ginebra, Suiza
De los 103 países que participaron este martes en el diálogo interactivo con la delegación venezolana que participó en el segundo ciclo del Examen Periódico Universal (EPU) de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas (ONU), representantes de varios Estados pidieron al Ejecutivo que extienda una invitación abierta y permanente para que expertos independientes en derechos humanos puedan visitar el país, así como el alto comisionado, Zeid Ra’ad al Husein.

Entre los países que instaron a la delegación venezolana, encabezada por la canciller, Delcy Rodríguez, a formular tal invitación se encontraban, entre otros, Uruguay, Finlandia, Lituania, Estados Unidos, Suecia, España y el Reino Unido.

“Recomendamos que se acepten las solicitudes de visita pendientes de los procedimientos especiales, valorando extender una invitación abierta y permanente a los órganos regionales e internacionales de protección de los derechos”, señaló el representante uruguayo.

El representante británico fue más allá al poner fecha a la visita, e instó al Gobierno presidido por Nicolás Maduro a cursar una invitación a la oficina del alto comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad al Husein, para que pueda efectuar un viaje oficial al país para noviembre de 2017.

El sistema de los procedimientos especiales es un elemento básico del mecanismo de derechos humanos de la ONU y abarca los derechos civiles, culturales, económicos, políticos y sociales.

Según fuentes de la ONU, la última vez que expertos visitaron Venezuela fue del 7 al 16 de junio de 1996, cuando viajó al país el entonces relator especial sobre la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles Nigel Rodley.

Desde entonces hubo muchas más solicitudes desde diferentes Relatorías Especiales de la ONU en los últimos años, pero sin haber recibido respuesta por parte del Ejecutivo venezolano.

Pero los países no solo pidieron a Venezuela que permita la visita de los expertos.

México solicitó al Gobierno de Maduro que “tome medidas legales y administrativas para garantizar el derecho a la libertad de expresión y trabaje para garantizar la independencia y la imparcialidad del Poder Judicial y la separación de poderes“.

España, Nueva Zelanda, Estados Unidos, Australia, Canadá, Irlanda, entre otros, además pidieron la liberación inmediata de los presos políticos.

Los representantes de Suecia, Austria, Bélgica, República Dominicana e Islandia mostraron su preocupación por la escasez de medicamentos y la merma en el acceso a los alimentos. A este punto se sumó la sorprendente recomendación de Corea del Norte, que pidió redoblar los esfuerzos para garantizar la producción nacional en función de la soberanía alimentaria.

Holanda abogó por que Venezuela garantice el derecho a la libertad de expresión y opinión de todos los periodistas y grupos mediáticos, investigue las acusaciones de ataques e intimidaciones, y asegure la independencia y la imparcialidad de los jueces y fiscales “bajo todas las circunstancias y en todos los casos”.

Los representantes de Brasil y Estados Unidos pidieron al Ejecutivo venezolano que permita que prosiga la recolección de firmas para la celebración del referendo revocatorio del Presidente, además de que solucione los problemas políticos y humanitarios del país mediante el diálogo.

Varios países expresaron su inquietud por las divisiones políticas en Venezuela y animaron al diálogo entre el Gobierno y la oposición.

Reino Unido manifestó su preocupación “en particular por los retos políticos, económicos y de seguridad“, e instó a todas las partes a entablar “un diálogo constructivo mientras se respetan la Constitución, las libertades democráticas y la independencia de los poderes estatales”.

Italia, Japón, Austria, Brasil, Canadá, Noruega, Guatemala, Australia, Ucrania, Suecia, Países Bajos, Lituania, por su lado, hicieron llamados a evaluar los mecanismos para garantizar la libertad de asociación, el derecho a la manifestación pacífica, evitar las desapariciones forzadas, el uso excesivo de la fuerza pública y las ejecuciones extrajudiciales.

El delegado de Jamaica destacó el impacto en el bienestar de los venezolanos de las “profundas divisiones y de la inestabilidad” que experimenta la nación.

Nicaragua saludó la iniciativa de diálogo con la oposición, y recomendó que las conversaciones continúen “en un espíritu de respeto, paz y reconciliación”.

Alemania, a su vez, urgió a la canciller venezolana a “restaurar el Estado de derecho y la independencia y la imparcialidad de la Judicatura“, así como garantizar la libertad de expresión y de movimiento de periodistas y opositores.

Lea también: Países de la ONU abogaron por la libertad de expresión en Venezuela

cintillo-alianza-epu-2016

Ver también

Cobertura bajo riesgo | Marzo – junio 2017

El balance de las libertades informativas en el contexto de manifestaciones entre marzo, abril, mayo y …