Inicio / Alerta / El Impulso dejará de circular el 31 de diciembre

El Impulso dejará de circular el 31 de diciembre

  • La Corporación Editorial Alfredo Maneiro (CEAM) no ha respondido en las últimas semanas del año las solicitudes de bobinas para la impresión del diario El Impulso.

  • En horas de la mañana del 29 de diciembre de 2016, periodistas, lectores y usuarios de la red social Twitter promovieron los hashtag #ElImpulsoSinPapel y #ElPapelDeInformar

En el vídeo: Periodista Pacifico Sánchez, con 50 años de profesión y más de 20 en El Impulso se pronuncia junto a sus compañeros por falta de papel prensa
La Corporación Editorial Alfredo Maneiro (CEAM) no ha respondido en las últimas semanas del año las solicitudes de bobinas para la impresión del diario El Impulso, del estado Lara, razón por la cual anunciaron que su circulación será suspendida, y la última edición impresa será el 31 de diciembre de 2016.

Desde el año 2013, cuando fue creada la CEAM, la importación de papel periódico a Venezuela ha sido centralizada por este organismo, que depende del Gobierno Nacional, único autorizado para traer la materia prima necesaria para los medios impresos del país, con dólares preferenciales.

En su alerta publicado el 16 de diciembre en su portal [ipysvenezuela.org], la organización  informa que 11 medios han dejado de circular de forma temporal y 4 en forma definitiva entre el año 2013 y 2016; mientras que 50 medios impresos han denunciado fallas en el suministro de papel periódico y otros insumos para la impresión, en ese mismo período.

En el caso de El Impulso, han debido disminuir su paginación porque la Corporación Maneiro no vende la cantidad de bobinas solicitadas, sino las que está en disposición de ofrecer, sin explicar el motivo. Incluso han ofrecido de medidas diferentes a las que se requieren, y los trabajadores de rotativa han tenido que ingeniárselas para poder calibrar las máquinas, dependiendo del tamaño del papel que llegue.

La comunicación no se efectúa de forma directa, sino a través de correos electrónicos, pocas veces atienden llamadas, de manera que la incertidumbre es constante a la hora de solicitar el pedido del papel periódico.

Después que la CEAM envía la cotización de la disponibilidad, la empresa editorial debe cancelar por adelantado este pedido, y luego esperar que sea distribuido, casi siempre sin una respuesta certera del día que llegarán las bobinas. Así ha sido los últimos años, según explican sus directivos.

Después de varios editoriales publicados en el periódico más antiguo del país, que cumplirá 113 años de fundación el 1 de enero de 2017, el jueves 29 de diciembre anuncian el cese de circulación, en la voz de Carlos Eduardo Carmona, presidente de la CA El Impulso.

Explica que le “causa extrañeza que los medios oficiales no tengan ningún problema con el suministro de papel”, sin embargo, reitera que continuarán con la línea editorial que los ha caracterizado: “con respeto, pero sin adulancias”, al referirse al Gobierno.

Por su parte, desde la Junta Directiva del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP), busca la manera de comunicarse con la CEAM, porque además de la libertad de prensa está en juego el derecho al trabajo de 180 empleados directos de esta casa editorial.

El Impulso es de todos

En horas de la mañana del 29 de diciembre de 2016, periodistas, lectores y usuarios de la red social Twitter promovieron los hashtag #ElImpulsoSinPapel y #ElPapelDeInformar para unirse a la campaña del diario larense

Después de 11 días vuelve a circular El Impulso

En horas de la mañana del 11 de enero de 2017 arribó un cargamento de papel periódico para el diario El Impulso, así lo dio a conocer su Presidente, Carlos Eduardo Carmona, quien aseguró que la llegada de la materia prima permite que el impreso vuelva a las calles el jueves 12 de enero.

El hecho ocurre ocho días después que el Complejo Editorial Alfredo Maneiro cotizó las bobinas de papel al periódico con 113 años de circulación.

Carmona reiteró el compromiso de El Impulso de seguir cumpliendo su papel ante la sociedad, de llevar la información veraz, siempre en el ánimo de seguir trabajando por Venezuela. Agradeció a “a los trabajadores que siempre dispuestos y proactivos se mantuvieron en pie de lucha. A nuestros anunciantes y distribuidores que no nos abandonaron en estos 10 días en el cual intentaron callar nuestra voz”.

Estos hechos vulneran los artículos 51, 57, 58 y 337 de la Constitución de la República, sobre libertad de expresión, así como las normativas internacionales de Derechos Humanos. El numeral tres del artículo 13 de la Convención Americana de Derechos Humanos de la Organización de Estados Americanos (OEA) establece que el derecho de la libertad de expresión no puede ser restringido por vías o medios indirectos, tales como “el abuso de controles oficiales o particulares de papel” para los medios impresos.

La Declaración de Principios sobre Libertad de Expresión de la Organización de Estados Americanos (OEA) establece que “la creación de obstáculos al libre flujo informativo” y las “presiones directas o indirectas dirigidas a silenciar la labor informativa de los comunicadores sociales son incompatibles con la libertad de expresión”.

Ver también

CIJ: El TSJ venezolano está al servicio del poder ejecutivo

“La Corte Suprema de Justicia de Venezuela ha dejado de actuar como una corte independiente …