Inicio / Alerta / Funcionarios de seguridad atacan nuevamente a la prensa en cobertura de manifestaciones

Funcionarios de seguridad atacan nuevamente a la prensa en cobertura de manifestaciones

  • En el primer trimestre de 2017 se registran 3 detenciones, 7 agresiones físicas y 27 limitaciones a la cobertura periodística

A 48 horas de registrarse limitaciones a la cobertura reporteril de cinco trabajadores de medios de comunicación social, el escenario volvió a presentarse el jueves 6 de abril durante la cobertura de la marcha opositora en la autopista Francisco Fajardo. Una detención arbitraria y tres agresiones físicas por parte de cuerpos de seguridad y personas desconocidas fue el resultado de un día que comenzó con restricciones a los puntos de acceso de la ciudad.

Los cuerpos de seguridad estatal, Guardia y Policía Nacional Bolivariana, impidieron que la movilización opositora llegara al Parlamento venezolano el 4 de abril pasado. Dirigentes, periodistas y ciudadanos tomaron la autopista Francisco Fajardo para evadir los piquetes de los funcionarios. No obstante, colectivos y simpatizantes oficialistas intimidaron a los marchantes.

El patrón de control, intimidación y contención que suele darse en períodos de movilizaciones de calle, continuó el 6 de abril de 2017. El transporte superficial y subterráneo también fue obstaculizado hacia el centro de Caracas, ciudad capital del país.

Conductores, usuarios de redes sociales, informaron la imposibilidad de viajar hacia Caracas a través de la autopista Gran Mariscal de Ayacucho, debido al cierre de ambos canales y el Distribuidor Metropolitano. El Metro de Caracas informó, a través de su cuenta de Twitter, que no prestarían servicio comercial las estaciones Chacaíto, Sabana Grande, Plaza Venezuela, Colegio de Ingenieros, Bellas Artes, Parque Carabobo, La Hoyada, Capitolio y Caño Amarillo, de la Línea 1; El Silencio, de la Línea 2;  Ciudad Universitaria, de la Línea 3; Teatros, Nuevo Circo, Parque Central y Zona Rental, de la Línea 4, y Bello Monte, de la Línea 5.

Freddy Guevara, primer vicepresidente del Parlamento venezolano, convocó una movilización para el 6 de abril que comenzó en siete puntos del Área Metropolitana de Caracas, específicamente Multiplaza Paraíso, Parque Caracas, Parque Cristal, Santa Fe, Santa Mónica, Caurimare y el Centro Comercial Los Cedros. El punto de encuentro fue en el Distribuidor Altamira de la autopista Francisco Fajardo. Después del mediodía, la marcha cambió de ruta hacia la Defensoría del Pueblo.

Por su parte, el diputado Héctor Rodríguez convocó a una movilización desde la Plaza Morelos, cercana a la sede de la Defensoría del Pueblo, hacia el Palacio Federal Legislativo.

Dirigentes regionales que forman parte la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) anunciaron movilizaciones en los estados Anzoátegui, Aragua, Barinas, Carabobo, Cumaná, Delta Amacuro, Guárico, Mérida, Monagas, Portuguesa, Sucre, Trujillo y Zulia.

La detención, las agresiones y limitaciones

Funcionarios militares comenzaron a repelar la manifestación con gases lacrimógenos a la altura del CC El Recreo. Foto. RCN Noticias

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Manaure Quintero, fotógrafo freelance, recibió una pedrada cuando comenzaba a registrar imágenes, poco antes de las dos de la tarde, cuando comenzó una fuerte represión por parte de las fuerzas de seguridad estatal contra los manifestantes en la autopista Francisco Fajardo, a la altura del Centro Comercial El Recreo. Periodistas y reporteros gráficos, que se encontraban trabajando en compañía del fotógrafo, aseguraron que la piedra alcanzó a romper un poco la máscara anti gas que portaba, y continuó trabajando. Posteriormente, recibiría una serie de perdigonazos disparados por funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana, según el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (Sntp). Este sería el primer incidente registrado.

A las dos y media de la tarde, la transmisión en Vivo de Venezolanos Por la Información TV (VPI TV) fue interrumpida cuando funcionarios de la Guardia y la Policía Nacional Bolivariana impidieron al equipo continuar transmitiendo la protesta de oposición al gobierno de Nicolás Maduro, en la parte alta de la autopista Francisco Fajardo.

IPYS Venezuela corroboró la detención del reportero con uno de sus compañeros, quien lo acompañaba desde tempranas horas en la cobertura. Media hora más tarde, el equipo legal de la televisora investigaba el paradero del reportero, pues especulaban que estuviese en la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), ubicada en Plaza Venezuela.

Una hora después de la detención del reportero, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (Sntp) exigió su liberación, a través de un comunicado oficial.

A las seis de la tarde, IPYS Venezuela confirmó con Adriana Salazar, jefa de prensa de VPI TV, que el camarógrafo se encontraba detenido en la sede del Sebin en el Helicoide. Se le acusa de grabar en zona de seguridad.

A las 11:45 de la noche, después de ocho horas, fue liberado Elvis Flores. Superiores y compañeros de trabajo, así como familiares y representantes del gremio, esperaron reunidos durante horas por su liberación. Por los momentos se desconoce si al camarógrafo le fue otorgada la libertad plena o si fue liberado con alguna medida de presentación.

El reportero gráfico de la agencia EFE, Miguel Gutiérrez, relató a IPYS Venezuela que un funcionario de la GNB le disparó un proyectil lacrimógeno a tres o cuatro metros de distancia, que lo alcanzó en el hombre y el brazo izquierdo.

El proyectil impactó el hombro del reportero a menos de cuatro metros de distancia. Foto Miguel Gutiérrez.

El reportero tdomaba fotografías el intento de detención contra el diputado de oposición, Freddy Guevara, quien impedía la detención de un manifestante en la autopista Francisco Fajardo, a la altura de Ciudad Banesco.

Funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) golpearon con su escudo al reportero gráfico de El Pitazo TV, Rayner Peña, quien golpeó un kiosco ubicado en el sector Altamira, a pocos metros de La Estancia, cuando registraba limitaciones a un reportero de otro medio de comunicación social que reportaba la detención de un ciudadano.

Peña relató a IPYS Venezuela que registraba el momento en el que los funcionarios reprimían a manifestantes y a la prensa cuando comenzaron a perseguirlo a bordo de una motocicleta. El reportero corrió, pero fue alcanzado por los funcionarios, quienes lo patearon cuando se encontraba en el suelo. No arremetieron contra su herramienta de trabajo. A los pocos metros, los funcionarios también golpearon en el rostro al motorizado del medio de comunicación cuando pretendía ayudar a Peña.

Juan Briceño, de El Pitazo TV, también fue agredido a patadas por funcionarios policiales. Los reporteros continuaron reporteando.

Estos funcionarios con el rostro cubierto agredieron a ciudadanos y reporteros. Foto Rayner Peña

El reportero Horacio Siciliano denunció, a través de un video publicado en su cuenta de Twitter, el momento en el que fue agredido junto al reportero gráfico Rayner Peña.

Las detenciones y agresiones físicas contra reporteros y trabajadores de la prensa coartan severamente los principios sobre libertad de expresión y acceso a la información establecidos en la Declaración de Principios sobre Libertad de Expresión y ratificados en la Constitución nacional.

Entre el 1 de enero y el 31 de marzo de 2017, IPYS Venezuela registra 3 detenciones, 7 agresiones físicas y 27 limitaciones a la cobertura de reporteros, trabajadores de medios y corresponsales extranjeros.

IPYS Venezuela reitera el exhorto que hace dos días hizo a los funcionarios militares y policiales acerca de garantizar la protección de los comunicadores sociales durante el ejercicio periodístico, así como las investigaciones correspondientes por parte de los organismos de justicia con relación a las agresiones físicas y ataques contra las herramientas de trabajo por parte de funcionarios y civiles armados que simpatizan con el gobierno nacional.

Limitación de acceso en el Parlamento

En horas de la mañana del 5 de abril, el primer teniente (GNB), Oballo R. impidió a las periodistas Sarai Coscojuela y Alicia De La Rosa acceder a las Asamblea Nacional. A pesar de que De La Rosa enseñó el carnet que la acreditaba para hacer periodismo, el efectivo mantuvo su posición por considerar que Coscojuela debía tener una cámara fotográfica, como herramienta de trabajo.

Oballo R. pidió a otros funcionarios que impidieran el paso a las reporteras, y  que si ellas lo querían así, podían denunciarlo por Twitter o vía telefónica. De La Rosa y Coscojuela escogieron otro punto de acceso para entrar al Parlamento.

Ver también

Habla el director de El Inca | “Le dimos un nocaut a la censura” vía @ElPitazoTV

Un ring de boxeo es la mejor locación para todo lo que ha experimentado El …